Finca El Retiro es un emprendimiento familiar de agricultura agroecológica, ubicado a pocos kilómetros del cantón Balao, provincia de Guayaquil en Ecuador. Lugar donde Mario Molina, nuestro abuelo, trabajó arduamente para adquirir tierras y lograr mantener a su amplia familia. Se trata de un terreno de 28 hectáreas que durante largo tiempo funcionó como potrero. A pesar de ese antecedente, se mantiene un bosque nativo y muchas especies de animales que habitan en la zona. El clima es caliente y húmedo, con temperaturas que oscilan entre 24 y 32 grados debido a la gran fertilidad de la tierra, se puede producir durante todo el año.

Alimentos orgánicos

Desde el 2010, surgió la idea de empezar a producir alimentos orgánicos, libres de pesticidas, para auto consumo, pensando en la salud familiar y del planeta. Así como también, trabajar en la preservación de la biodiversidad del lugar, respetando la flora y fauna existentes. Con esa visión, se preparó parte del terreno para producir vegetales y hortalizas, se plantaron algunos árboles frutales, se designó un lugar para semilleros, otro para compost y se instalaron cajas para producir miel de abejas, en El Retiro también existe producción de cacao fino de aroma orgánico, que es la materia prima para elaborar el mejor chocolate del mundo.

Paraíso diverso

Se producen más de 50 variedades de plantas, tales como: hortalizas, frutales, maderables, medicinales, etc. La idea es conservar, lo más posible, las plantas nativas, entre las cuales se encuentran: guarumo, caimito, cauje, pechiche, etc.

Una de las actividades que estamos desarrollando, recientemente, es la producción apícola, con abeja apis mielífera y una pequeña producción con la abeja melípona. Cosechamos y vendemos para aportar al mantenimiento de la finca.

Nos interesa mucho la conservación de alimentos y la elaboración de aceites de prensado en frío. Para eso hemos invertido en una deshidratadora de alimentos, en este lugar es un reto porque el clima es bastante húmedo, sin embargo creemos que es posible. En cuanto a los aceites, se está empezando la producción de coco orgánico y otras platas que dan semillas, esperamos contar con varias para empezar a consumir nuestro propio aceite.